Escrito por: Actualidad Atemporal Barrios BERLÍN PRÁCTICO Berlín Práctico

Barrios de Berlín | Qué hacer en Kreuzberg

Kreuzberg, distrito de Berlín, se alza como un importante núcleo de creatividad y diversidad de la ciudad. Popular por ser la zona más alternativa y bohemia, este barrio rebosa de instituciones culturales, restaurantes que ofrecen una amplia gama de cocina internacional, arte callejero y todo lo que se espera en un enclave tan ecléctico.

Más allá de su reputación como epicentro de la contracultura, Kreuzberg ofrece una experiencia mucho más rica y variada. Desde rincones con encanto hasta atracciones turísticas e históricas emblemáticas, este distrito tiene algo para todos los gustos. Ya sea que se busque explorar lugares alternativos, descubrir rincones escondidos o adentrarse en la esencia misma de Berlín, Kreuzberg cautiva por su diversidad y autenticidad.

Antes de fusionarse en 2001 con el distrito vecino de Friedrichshain (separados por el río Spree), Kreuzberg era un distrito independiente, con una rica historia que se refleja en cada esquina. Su nombre proviene del Kreuzberg (Montaña de la Cruz), una colina de 66 metros de altura ubicado en Viktoriapark. Fue durante la época del Muro de Berlín cuando el barrio desarrolló su propia cultura alternativa, influenciada por su singular ubicación en el lado occidental de la ciudad, pegada al muro.

Hoy en día, Kreuzberg es una mezcla de culturas y estilos de vida. Desde estudiantes y artistas hasta una próspera comunidad turca, el barrio es el reflejo de la diversidad de Berlín. Sus calles albergan una ecléctica mezcla de cafés hipster, bares de todo tipo, tiendas de segunda mano y multitud de restaurantes y puestos de comida callejera. Lugares emblemáticos como Kottbusser Tor, Oranienstr. y el Bergmannkiez ofrecen una experiencia de contrastes que cautiva a locales y visitantes por igual.

Kreuzberg, distrito más pequeño de Berlín, no puede entenderse sin entender primero la división a través de sus antiguos códigos postales (61 y 36). Entre estas dos partes de Kreuzberg ha existido siempre una especie de enfrentamiento cultural pacífico pero firme. El Kreuzberg 61, burgués y adinerado, frente al Kreuzberg 36, multicultural, hedonista y políticamente radical.

En este artículo recomendamos nuestras 13 cosas favoritas que hacer en Kreuzberg.

Oranienstraße: compras, gastronomía y vida nocturna

La Oranienstraße es un punto de encuentro cultural y nocturno de la ciudad. Conocida por su vida noctámbula, su historia y su escena gastronómica diversa, esta calle está activa tanto de día como de noche.

Durante el día, la Oranienstraße es el hogar de una variedad de tiendas independientes, boutiques de moda, tiendas de discos y librerías. Además, es el lugar donde se encuentra la tienda de material de bellas artes y papelería más grande de Berlín, Modulor. También es un destino gastronómico, con una variada selección de restaurantes internacionales, cafeterías y bares que preparan delicias culinarias para todos los gustos.

Por la noche, la calle cobra vida con la música en vivo y las fiestas en el legendario club SO36, que sigue siendo un punto de referencia en la escena musical de Berlín. Otros locales como el bar Roses (paredes de peluche rosa, vírgenes parpadeantes, imágenes cursis de acuarios iluminados y música house de fondo) o el Café Luzia (en su caso, paredes desnudas, ambiente variado y ricos cócteles) proponen ambientes curiosos para diferentes públicos.

Además, durante los meses cálidos, la calle alberga el jardín comunitario de Moritzplatz en el antiguo recinto de los Prinzessinnengärten (ahora en Neukölln), un huerto urbano y oasis verde para relajarse. Desgraciadamente, ya no cuenta con cafetería, ni llevan a cabo el mercado de pulgas (consulta el horario en la entrada, ya que solo está abierto cuando hay personal voluntario disponible).

Arte urbano en las calles de Kreuzberg

Uno de los aspectos por los que Berlín es famoso es por el arte callejero. La ciudad es conocida como la capital del arte urbano de Europa, y no hay mejor lugar para conocerlo que Kreuzberg. Dado que el distrito es muy alternativo y progresista, es fácil encontrar muchas piezas de arte urbano de diversos estilos y técnicas.

Algunos de los murales más conocidos de Berlín se encuentran en Kreuzberg 36, como Astronaut Cosmonaut, del artista francés Victor Ash, las famosas pinturas de animales del artista belga ROA o el conocido Pink Head del artista BLU. Pero, básicamente, se puede ver arte callejero en cada esquina de Kreuzberg, tan solo hay que prestar atención.

Si quieres descubrir más sobre arte urbano, puedes contratar nuestro tour específico a través del Instagram de @ContigoBerlin o enviando un mail a tour@berlinamateurs.com

Gastronomía en el mercado cubierto Markthalle Neun

Markthalle Neun es un mercado cubierto del siglo XIX ubicado en Kreuzberg 36. Este histórico mercado, que ha sido revitalizado para servir tanto a la población local como a turistas, se ha convertido en un punto de encuentro imprescindible en la escena culinaria de la ciudad. En octubre de 2011, el mercado reabrió sus puertas en Eisenbahnstr., exactamente 120 años después de su inauguración original. Ahora, el mercado alberga una variedad de tiendas y puestos que ofrecen productos frescos, exquisiteces y restauración.

Además de su oferta gastronómica fija, Markthalle Neun es conocido por sus eventos culinarios, como el Street Food Thursday, donde se puede degustar comida de todo el mundo, así como el Coffee Festival y el Cheese Festival. Además, una vez cada tres meses, el mercado organiza el Naschmarkt, un evento que ofrece una amplia selección de delicias dulces y saladas.

Los alrededores del mercado, en la cercana Lausitzer Platz, también son dignos de explorar, ya sea por su pequeño mercado semanal de productos ecológicos o por la zona peatonal que se ha establecido alrededor de la plaza con huertos urbanos, Spielplatz, terrazas y espacio para que niños y niñas jueguen, patinen o monten en bicicleta libremente y sin miedo a los coches.

Markthalle Neun | Pücklerstr. 34, 10997 Berlín-Kreuzberg
Horario: lunes, martes, miércoles, viernes y sábados de 12 a 18 horas. Jueves abre hasta las 22 horas. Domingos cerrado.
www.markthalleneun.de

Museos y centros de arte en Kreuzberg

Kreuzberg, aunque no sea tan conocido como Mitte en términos de museos, se distingue por su rica escena cultural. Destacan el Museo Judío, el más grande de Europa, conocido por su arquitectura innovadora. La Willy-Brandt-Haus organiza exposiciones de fotografía gratuitas (imprescindible presentar DNI en la entrada), mientras que la Berlinische Galerie se centra en el arte moderno y la arquitectura alemana. El Gropius-Bau sorprende con su combinación de arte contemporáneo e instalaciones de gran formato.

El Kunstraum Kreuzberg, en el centro Bethanien, un antiguo hospital convertido en centro cultural en la década de 1970, es ahora un destacado lugar dedicado al arte contemporáneo. Además de sus exposiciones, programa talleres y eventos culturales. Su arquitectura del siglo XIX y su entorno verde lo convierten en un espacio fascinante para visitar. Acude también a su cine de verano al aire libre en los meses estivales.

La König Galerie, ubicada en la antigua iglesia brutalista de Santa Inés (St. Agnes Kirche), es un recinto muy especial. Fundada por Johann König en 2002, alberga obras de diferentes artistas internacionales en un entorno monumental y renovado por el arquitecto Arno Brandlhuber. Sin duda, solo por ver el edificio, merece la pena la visita.

Fuera de la escena del arte, otro museo imprescindible de Kreuzberg es el Technikmuseum (Museo Alemán de Tecnología). Con una superficie de más de 28 500 metros cuadrados y un avión real en su fachada, aborda la transformación de la tecnología y su importancia para el desarrollo cultural a través de locomotoras de vapor reales, aviones de todo tipo, globos aerostáticos, ordenadores, barcos transoceánicos e imprentas entre otras piezas interesantes.

Otros museos imprescindibles de Kreuzberg son el Museo de las Cosas, el Museo FHXB Friedrichshain-Kreuzberg, y el Berlin Story Bunker.

Pasear por los parques de Kreuzberg

Los parques de Kreuzberg son verdaderos oasis urbanos que se prestan a una escapada perfecta para relajarse y conectarse con la naturaleza en medio del ajetreo de la ciudad. Desde los parques más famosos hasta los más discretos, aquí te proponemos una lista de nuestros favoritos:

Viktoriapark. Este parque es uno de los más conocidos y populares de Kreuzberg. Ubicado en la montaña más alta del centro de Berlín (aquella que le dio su nombre a Kreuzberg), regala una vista panorámica impresionante de la ciudad y alberga el Monumento Nacional. Sus senderos sinuosos y su cascada artificial lo convierten en un lugar perfecto para pasear. Para quienes acudan en invierno, advertimos que la cascada deja de funcionar en los meses más fríos.

Görlitzer Park. Situado en la parte más canalla de Kreuzberg, este parque es conocido como el área de recreo del barrio. Con amplias zonas de césped, campos de deporte y áreas de juego, es un espacio popular para relajarse al sol (aunque también socorrido en días de nieve). Sin embargo, «Görli» también enfrenta problemas con el tráfico de drogas, lo que le ha otorgado una reputación mixta en el vecindario.

Park am Gleisdreieck. Este parque, dividido en tres zonas, surgió en el lugar donde se emplazaban las estaciones de mercancías de Anhalter y Potsdamer. Con 31,5 hectáreas de espacio verde, es un sitio ideal para relajarse y disfrutar de la naturaleza. Suele estar lleno de gente corriendo, practicando deportes como el patinaje y baloncesto, también de ciclistas, amantes de la naturaleza y familias. Es un parque bastante moderno, con buenas instalaciones y oferta gastronómica como la fábrica de cervecería Brlo o el Jules B-Part, ambos con Biergarten en verano.

Parque Engelbecken. Aunque pequeño, este parque escondido en Kreuzberg es un oasis verde. Anteriormente, parte del Canal Luisenstädtischer, ahora ofrece composiciones florales, rosaledas y bancos para relajarse, además de una cafetería casi secreta. Rodeado de hermosas casas adosadas, es un lugar encantador para escapar del cercano bullicio de la Oranienstr.

Mustafa’s Gemüse Kebap y la mejor Currywurst de todo Berlín

El Mustafa’s Gemüse Kebap puede parecer modesto, pero es toda una institución en la escena gastronómica de Berlín. Ubicado justo sobre la estación de metro de Mehringdamm, este pequeño chiringuito atrae a su clientela desde la mañana hasta tarde en la noche. Aunque la selección es limitada, tiene opciones de carne y vegetarianas.

A veces, la fila puede ser bastante larga (¡hasta unas 3 horas de espera!), pero quienes tienen tiempo dicen que el kebab que se sirve aquí es simplemente excepcional. Aunque en casi cualquier lugar de Kreuzberg se pueden encontrar kebabs igualmente buenos.

A pocos pasos de distancia se encuentra el Curry 36, famoso por preparar la mejor Currywurst de Berlín. Este lugar de culto abrió sus puertas en 1981 y ahora contempla opciones ecológicas y veganas, acompañadas, por supuesto, de papitas fritas. Aquí los ingredientes son frescos y todas las elaboraciones, incluido el ketchup, son caseras. Tiene otra sede en la zona del zoo, pero el original es este.

Otro puesto de salchichas destacado en Kreuzberg es Ketels. Sus especialidades, provenientes de la región y preparadas directamente en la parrilla, incluyen Currywurst, doble curry o Currywurst 100 % de ternera, sin aditivos ni potenciadores de sabor. También ofrecen opciones veganas, como las salchichas Rostbrat y al curry. Además, su topping sorpresa de cebolleta agrega un toque especial a sus platos.

El otro Kreuzberg, Bergmannkiez

Cada uno de los distritos de Berlín está dividido en otros más pequeños, los llamados Kiez. Uno de esos Kiez que puedes encontrar en Kreuzberg es Bergmannkiez, corazón de lo que se conoce como Kreuzberg 61. Un mundo completamente distinto al Kreuzberg de la Oranienstraße y alrededores. Su eje principal es la Bergmannstr.

Esta zona del distrito está llena de hermosas casas, un ambiente animado pero con un punto más relajado, numerosos cafés, restaurantes, pequeñas plazas, tiendas boutique. Cuenta con un estupendo mercado cubierto, el Marheineke Markthalle, y un mercadillo dominical. Además, está muy cerca del ya citado Viktoriapark. También es uno de los pocos lugares de Berlín que sobrevivió a la Segunda Guerra Mundial sin ser destruido y que aún hoy conserva el encanto de antaño en su arquitectura.

El canal arteria de Kreuzberg, Landwehrkanal

Landwehrkanal, uno de los canales más largos de Berlín, conecta Kreuzberg con Tiergarten y Charlottenburg. La parte del canal que pertenece a Kreuzberg es realmente bonita y pintoresca, perfecta para pasear y descansar. Las zonas del canal llamadas Fraenkelufer y Planufer pertenecen en ambas orillas a Kreuzberg. Mientras que la zona que transcurre entre Maybachufer y Paul-Lincke-Ufer (las dos orillas situadas entre los puentes de Kottbusser y Hobrechtbrücke), cada orilla pertenece a un distrito distinto (Neukölln y Kreuzberg).

Por el camino, se pueden admirar hermosas casas adosadas, tumbarse en su amplia orilla con césped, tomar algo en alguno de los cafés y restaurantes (algunos de ellos emplazados en barcos) o simplemente disfrutar del espacio verde.

Conectar con la Historia de Berlín

Justo en la frontera entre Kreuzberg y Mitte (antiguos sectores soviético y norteamericano) se encuentra el Checkpoint Charlie. Es el cruce más conocido entre Berlín Este y Oeste. Fue el tercer puesto de control abierto por los Países Aliados, y su nombre viene del alfabeto fonético de la OTAN (Alfa, Bravo, Charlie…). Hoy en día, es una atracción turística muy popular en Berlín, especialmente famosa por su papel en películas y libros sobre la ciudad dividida. Se trata de un lugar ideal para aprender sobre la historia del Muro y su impacto en la ciudad. Aunque que a nadie le sorprenda lo que va a encontrar al llegar allí: solo una caseta en medio de la calle.

A un paso se localiza la Topografía del Terror, uno de los centros de información histórica más importantes de Berlín. Se encuentra en el lugar donde estaban las oficinas centrales de la Gestapo, las SS y la Seguridad del Reich durante el régimen nazi, y donde años más tarde pasaba también el muro. De hecho, todavía se pueden ver 200 metros de muro original.

El centro se enfoca en los crímenes cometidos por las instituciones nazis y su impacto en la historia. Tiene tres exposiciones gratuitas permanentes y otras temporales. Visitar este tipo de lugares es importante para comprender la historia y evitar que se repitan eventos trágicos. Nadie debería perderse la Topografía del Terror en su visita a Kreuzberg, ya que forma parte importante de la Historia de Berlín.

Tardes al sol en los alrededores de Admiralbrücke

Cuando el sol ilumina Kreuzberg, Admiralbrücke se convierte en punto de encuentro para la juventud del barrio. Este encantador puente, que atraviesa el ya citado Landwehrkanal, es el escenario perfecto para reunirse con amistades y disfrutar de conciertos improvisados de talentos locales. Relajarse bajo el sol, teniendo como único asiento el bordillo de la acera, con una cerveza del cercano Späti y una deliciosa pizza de Il Casolare, se convierte en un plan imprescindible. Sobre todo en los meses calurosos o cualquier día soleado.

Antiguamente conocido como Badbrücke, este puente de estilo modernista es el más antiguo que cruza el Landwehrkanal en Kreuzberg. A lo largo de sus 19 metros, es testigo de un ambiente alegre y por lo general, abarrotado. Construido en 1882, conecta Fraenkelufer con Planufer y se mantiene como un monumento histórico y lugar de encuentro. Aquí encontrarás personas disfrutando del sol y de la música en directo. Los que llegan más tarde tienen la oportunidad de ver la lejana puesta de sol.

A pesar de la normativa que requiere desde 2010 el desalojo del puente a partir de las 22 horas debido a las quejas por el ruido, no todo el mundo la respeta.

Kotti y su fascinante decadencia

Kottbusser Tor, también conocido como Kotti, es un cruce de caminos entre varias calles principales que forma uno de los puntos neurálgicos más controvertidos de Kreuzberg. A pesar de su reputación de alta presencia de drogas y de su ambiente aparentemente inseguro y descuidado, sigue siendo un lugar que vale la pena visitar.

Las viviendas sociales en esta área son verdaderamente impresionantes en su diseño; aquellas personas con interés en la arquitectura contemporánea podrán apreciarlas. Principalmente construidas en las décadas de 1970 y 1980, cuando Kreuzberg aún formaba parte de Berlín Occidental, estas estructuras destacan, especialmente el famoso Neues Kreuzberger Zentrum, que domina la parte norte de la plaza. Sin embargo, los edificios circundantes también tienen mucho encanto.

Asimismo, alrededor de este punto hay un variado mundo gastronómico y una vida nocturna bastante animada. A primera vista, puede que no parezca un área de encuentro nocturno, pero, si se observa detenidamente, se descubrirán numerosos locales escondidos. Para tomar algo informal, se puede visitar el bar hipster Multilayerladen, que cuenta incluso con columpios de cuerda, o intentar conseguir un sitio en Möbel-Olfe, un legendario bar LGB que ofrece cerveza barata y vodka polaco. Para cócteles con vistas, Fahimi es el lugar ideal, mientras que Paloma, un pequeño club escondido en una segunda planta con DJ emergentes, invita a bailar toda la noche. La terraza de Südblock también es un atractivo punto de encuentro y otro destino popular para la comunidad LGB.

Cruzar Oberbaumbrücke y pasear por el animado Wrangelkiez

El Oberbaumbrücke es uno de los puentes más emblemáticos de Berlín, fue construido en 1724 como una estructura de madera y luego reconstruido en piedra en 1894 y 1992. Tras la reforma territorial de Berlín de 2001, representa la unión de Friedrichshain-Kreuzberg y el antiguo Este y Oeste de Berlín. Actualmente, es un importante punto de conexión para vehículos, personas que se mueven a pie o en bici y la línea de metro U1-U3, que atraviesa Berlín de este a oeste. Además, ofrece una vista panorámica de la ciudad que incluye la cercana East-Side-Gallery, aunque esta ya se encuentra en el lado de Friedrichshain.

En la zona sur del puente se ubica otra de las zonas más animadas a nivel gastronómico y de ocio nocturno de Kreuzberg, el llamado Wrangelkiez. Situado entre Skalitzer Str., Görli, Schlesisches Tor y Oberbaumbrücke, alberga diversidad cultural y una animada vida nocturna, con una gran cantidad de restaurantes, clubs, bares y cafés. El barrio conserva su encanto histórico, porque prácticamente no fue destruido durante la guerra.

1 de mayo en Kreuzberg

En los años ochenta, Kreuzberg era un barrio con alta conflictividad, donde se concentraba, además de la mayoría de la comunidad turca, una cantidad considerable de militantes de extrema izquierda y anarquistas, siendo el centro neurálgico del movimiento okupa. El 1 de mayo de 1987 marcó un hito histórico debido a una serie de eventos que desencadenaron enfrentamientos con la policía, disturbios, saqueos y la quema de la estación de Görlitzer Bahnhof. En los años siguientes, los disturbios se repetían cada primero de mayo en Kreuzberg, aunque gradualmente la violencia fue menguando hacia los años noventa.

En un intento por transformar el ambiente tenso en una celebración más festiva, en 2003 Kreuzberg inauguró Myfest, un festival callejero organizado por el distrito donde los locales de restauración sacaban sus barras a la calle, se ofrecían diversos eventos, conciertos, bebida y comida, y acudían personas de todas las edades y procedencias, incluyendo residentes y turistas. Desde la pandemia, el Myfest oficial no ha vuelto a tener lugar, pero igualmente Kreuzberg se convierte en el corazón de la ciudad por un día, y Berlín y sus visitantes disfrutan de los primeros días de primavera entre música, multitudes y un espíritu de lucha social alrededor de las calles del tradicional Kreuzberg 36 y Görlitzer Park.

Texto: Dácil Granados para Berlín Amateurs © febrero 2024. Fotos: © Wikimedia, Cottombro Studios by Pexels, Dácil Granados, Maie Escorial y Berlín Amateurs
(Visited 568 times, 1 visits today)

Social media & sharing icons powered by UltimatelySocial