Written by: Aire libre Ciencia & Tecnología CULTURA De día OCIO

La calidad del agua en los lagos de Berlín y Brandeburgo

Lagos en los alrededores de Berlín - Foto Maie Escorial

Los lagos de Berlín y de la región de Brandeburgo quizá sean unas de las mayores atracciones de la capital alemana en cuanto el calor aparece en la ciudad. Sobre todo en días en los que el mercurio sobrepasa los treinta grados, los vecinos y turistas acuden rauda y masivamente a, como se dice vulgarmente, mojarse el culo. Aquí te contamos cómo averiguar la calidad del agua en los lagos de Berlín y Brandeburgo.

Nadar o pasar el día en alguno de los lagos que rodean Berlín es una de las actividades favoritas de los berlineses. Es tal la popularidad de esta actividad que desde hace años circula por internet un mapa de la red de transportes de Berlín con la localización de sus lagos.

Pero seguro que en alguna ocasión se nos habrá pasado por la cabeza ¿y qué tal es la calidad de estas aguas? Acostumbrados a nadar en piscinas o en el mar y vista la superficie de muchos de estos embalses naturales, es probable que más de uno se haya percatado de que son aguas estancadas, que por ellas circulan barcos y que en el Spree o alguno de los canales berlineses no es muy recomendable darse un chapuzón.

Calidad del agua en los lagos de Berlín

No hay que preocuparse: el Landesamt für Gesundheit und Soziales se encarga de comprobar la calidad de las aguas de Berlín para que no haya riesgos sanitarios. De hecho, desde 2003 y hasta 2014 el Halensee, uno de los lagos más céntricos de Berlín, estuvo cerrado al baño debido a que sus aguas se habían contaminado con agua de lluvia sucia proveniente de una autopista cercana.

Cada dos semanas, durante la temporada de baño, este organismo recoge una muestra de agua de cada uno de los lagos de la ciudad, que se analiza químicamente, cumpliendo así la normativa europea al respecto.

Además de comprobar la calidad del agua en cuanto a contaminantes químicos, se controla que el agua cumpla los criterios europeos establecidos en cuanto al nivel de algas y de microorganismos (la E.coli, bacterias intestinales Enterococcus y baterias coliformes); y usando el sistema del semáforo para clasificar su calidad: verde nivel óptimo, naranja recomendable, pero no óptimo, y rojo, que prohíbe el baño. Además, este organismo  también se encarga de mejorar la calidad de las aguas.

Toda la información al respecto se encuentra en la página web de la ciudad en la cual se puede comprobar por zona de baño los niveles microbacteriales, así como la fecha del último análisis*. Y si aún se tienen dudas o se desea reportar alguna incidencia (como por ejemplo la existencia de gran cantidad de algas),  hay un número teléfono disponible para cualquier consulta al respecto.

Calidad del agua en los lagos de Brandeburgo

En cambio, en el caso de querer viajar un poco más lejos y descubrir alguno de los muchísimos lagos de la extensa y vecina Brandeburgo, se puede comprobar la calidad de sus aguas aquí.

De momento, buenas noticias: nuestra mayor preocupación durante la temporada de verano será elegir a cuál de todos los lagos berlineses acudir (todos cumplen los estándares). Y por supuesto, seguir con los dedos cruzados para continuar un poco más con temperaturas estivales.

Consulta además estos mapas interactivos y averigua dónde bañarse en verano en Berlín y Alemania:

Morgenpost nos muestra cuáles son los lagos más cercanos —con en duración de trayecto y distancia— con tan solo introducir el punto de salida:

www.interaktiv.morgenpost.de/badestellen-berlin-brandenburg

– Este otro artículo del periódico Zeit nos deja filtrar los resultados dando ciertos parámetros, como si el lago tiene playa de arena, zonas verdes, servicios, quiosco o buen aparcamiento:

www.zeit.de/zeit-magazin/leben/2018-07/badestellen-seen-fluesse-meer-aufruf-antworten

Ana Galán © Berlín Amateurs – agosto 2015; revisado 2021

 83 total views

Comments

Comentarios

SOBRE EL AUTOR:

  • Ana Galán es licenciada en Periodismo y Comunicación Audiovisual. Tras una temporada vagando y estudiando un máster sobre globalización, en el 2012 se asienta en Berlín. Ahí combina su trabajo en una agencia de noticias con su pasión por las letras

(Visited 8 times, 1 visits today)
Please follow and like us:
fb-share-icon0
Tweet 1k
fb-share-icon20

X