GĒN: la cadena de ADN que ovilla Laura Fong Prosper

por • 21 noviembre, 2014 • Artes Plásticas, CULTURAComentarios (2)3324

familia.

(Del lat. familĭa).

1. f. Grupo de personas emparentadas entre sí que viven juntas.

2. f. Conjunto de ascendientes, descendientes, colaterales y afines de un linaje.

Todos guardamos en la memoria las imágenes de determinados retratos familiares y también recuerdos fragmentados de momentos, personas y sucesos que se conservan únicamente gracias a la persistencia de dicha memoria. Cuando escarbamos en nuestras cabezas y repasamos estos recuerdos rescatamos imágenes de nuestras familias y nos detenemos en los acontecimientos importantes, casi siempre un cumpleaños, una boda, un viaje…

Pero en cada casa siempre hay un álbum fotográfico o un marco en el que es frecuente que nos encontremos con familiares desconocidos para nosotros, personajes anónimos que posan para un retrato, como varados en el tiempo a través del ojo de un fotógrafo también desconocido.

A lo largo de su vida, en la casa donde creció, la artista visual Laura Fong Prosper (1978, Ciudad de Panamá) siempre estuvo presente una foto en blanco y negro de una pareja. Siempre fuera del alcance de la Laura niña para poder ser fácilmente observada, pero todo el tiempo presente como para no poder ser obviada. Las figuras casi fantasmales que miraban desde los retratos siempre estuvieron patentes a lo largo de su vida. La mirada de estos dos personajes permanecía todavía clara pese a la antigüedad de las fotos, su presencia nunca se desvaneció del todo.

Esa pareja que miraba al frente desde las fotografías eran sus bisabuelos. Sus raíces que se extendían desde China hasta Panamá. Su origen. Cuando Laura escribe GĒN también está escribiendo ori-gen. Efectivamente, en la obra y la investigación que gira en torno a esta exposición, la familia es el punto de partida. La familia es parte importante y sin duda el origen de cada uno de nosotros. La familia explica quiénes somos y justifica cómo somos y lo que somos. La familia es la respuesta de esa eterna pregunta de ¿quiénes somos, de dónde venimos, a dónde vamos? No hay duda de que el de dónde venimos marca casi inevitablemente el hacia dónde vamos. Y este hacia dónde vamos no es en realidad un destino, sino que es una herencia que la llevamos marcada en los genes, nos guste o no.

A raíz de estas fotos de sus bisabuelos y la curiosidad que en la artista despiertan, se genera todo el proceso. Este proyecto es la historia de muchas historias que se entrelazan a lo largo de la línea que Laura va trazando en su búsqueda del origen familiar. Una línea que viene desde Panamá, hace escala en Europa y la lleva a China en un viaje hacia el origen que dura aproximadamente un año.

Laura pasó este tiempo en Jiangsu (Shanghái) investigando y documentando este proceso. El resultado es GĒN, un gran número de fotografías y vídeos que se exponen desde el pasado 15 de noviembre en la Vesselroom Project de Kreuzberg. Los vídeos se pueden ver en la sala y las fotografías en catálogo disponible en el mismo lugar y a través de la Web de la artista. En GĒN confluyen estas fotografías, videoinstalación y piezas documentales para narrar las vicisitudes de su búsqueda familiar, y de cómo una foto es capaz de cambiar su vida y, por extensión  el discurrir de su discurso artístico.

La panameña produce con su cámara una serie de imágenes seductoras que conforman un estilo característico, que ofrecen una visión de la sociedad china que la mayoría de la gente no podemos contemplar habitualmente. Y su visión es particular porque es su entorno familiar, ahora cercano para ella, pero hasta hacía muy poco absolutamente desconocido.

Este trabajo se podría incluir en ciertos aspectos dentro de las actuales tendencias documentalistas, subrayando la pertenencia social, étnica y profesional de sus protagonistas, con un especial interés en la idea de interconexión entre personas de diferentes generaciones y al incluirse ella misma, también personas de diferentes contextos, pero todas unidas por una tira de ADN muy larga.

Su ojo analiza el entorno como algo nuevo pero que se siente como conocido. Esa sensación de déjà vu, esa sensación de yo estuve aquí antes o de pertenezco a este lugar. Sus fotos presentan escenas domésticas de sus parientes chinos en un reflejo de una estética de lo cotidiano, pero a la vez extraño por lo nuevo para la artista. Entre el documental y la ficción, entre lo común y lo extraño, aborda estereotipos sociales y psicológicos propios de la clase obrera china. Con su larga serie de fotografías centradas también en el paisaje natural y urbano, presenta una mirada pausada, limpia, donde la inspiración pictórica también se evidencia en composiciones y encuadres.

La impactante y potente videoinstalación que expone en la pequeña sala reflexiona sobre este cambio de conciencia que tuvo que asumir, la llegada trepidante de información en el proceso de reconvertirse, el tomar conciencia de que las identidades pueden llegar a ser transitorias, y que todo está en perpetuo movimiento. Las imágenes que se proyectan están compuestas, como podemos leer en su catálogo, “por colores y sensaciones”. Imágenes que palpitan y siguen un ritmo como de latido.

Mediante una selección de vídeos, cuenta su propia historia fragmentada. Es el testimonio de su búsqueda interior y la historia de su familia (y ella misma) a través de dos continentes, de dos países. A parte de la videoinstalación, Laura también prepara un altar, como los que se pueden encontrar en la mayoría de viviendas chinas, con inciensos y figuras de deidades. Pero aquí el objeto de adoración ya no es la figura de un Buda, sino una televisión en la que se proyecta un documental que narra la aventura de Gēn. Además, presentes en la sala, las fotografías de los bisabuelos mirando desde el pasado a todo el que entra en la sala a descubrir su historia.

Laura Fong Prosper es titulada en Edición por la Escuela Internacional de Cine y Televisión de San Antonio de los Baños (Cuba) y tiene una maestría en Arte de los Medios de Comunicación de la Universidad Bauhaus de Weimar. También tiene una larga trayectoria como montadora y VJ. Su obra ha sido expuesta en China, Panamá, Alemania y Brasil.

La exposición GĒN ha sido gestionada por Cristina Moreno, Maycec, Barbara Cueto y Francesca La Vigna, y cuenta con el apoyo de Botschaft Panama Deutschland.

Vesselroom Project
Adalberstr. 4, // 1er piso// 10999 Berlín

(U8 Kottbusser Tor)

La exposición se puede visitar hasta el 12 diciembre 2014

Charla con la artista: 27 nov. 19 h.

www.vesselroomproject.com

www.laurafongprosper.com

Dácil Granados para Berlín Amateurs © noviembre 2014

Comments

comments

Pin It

Artículos relacionados

2 Responses to GĒN: la cadena de ADN que ovilla Laura Fong Prosper

  1. Avatar Dayana Prosper dice:

    excelente sobrina

  2. Avatar Granados GB dice:

    Que interesante.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.