Alaska Bar restaurante berlin vegano tapas españolas salmon falso

Alaska Bar: tapas veganas españolas en el corazón de Neukölln

por • 26 octubre, 2018 • Barrios, Comer en Berlín, Gastronomía & Alimentación, OCIO, RestaurantesComentarios (0)857

Si Neukölln tiene algo que lo distingue de otros barrios, es que aquí puedes encontrar de todo lo que necesites. Ahora bien, es necesario apagar el alboroto característico que lo rodea para poder encontrar verdaderas joyas, como es el caso del Alaska Bar. Este local aúna la cocina vegana y la española, convirtiéndose así en algo exótico dentro del movimiento vegano en Berlín. Hace unos días fuimos a probar sus nuevas elaboraciones y, ya de paso, estuvimos hablando con Fanny, una de sus fundadoras.

Del Alaska me gustan muchas cosas, pero sobre todo, su sentimiento de cercanía. Es entrar allí y en seguida el ambiente te hace sentir más cerca de casa. Quizás el olor que sale de la cocina o que en la carta haya patatas bravas o empanada tengan gran parte de culpa. En cualquier caso, el lugar invita a ser visitado una y otra vez, y es exactamente lo que me pasa a mí.

En mi última visita quería probar algunas de las nuevas elaboraciones que le están trayendo tan buena fama, como son sus tapas estilo trampantojo de salmón ahumado, de paté faux gras (foie gras vegano) o alguno de sus quesos veganos caseros. Y qué decir: nos pusimos las botas.

Tapas veganas a examen

¡Las tapas del Alaska son auténticos trampantojos hechos con cariño! Te pides la de salmón ahumado y hasta que no le das varios bocados no caes en la cuenta de que lo que estás comiendo en realidad es zanahoria. Esta es sin duda una de las mejores tapas que preparan. Además de entrar por los ojos, su sabor a mar y a ahumado no deja indiferente. Si hay que ponerle una pega, estaba un pelín salado de más, ¡pero estaba realmente bueno! Su paté estilo foie gras fue un gran descubrimiento también. Su sabor es suave y delicado y va acompañado de diferentes panes y mermelada.

Después fue el turno del queso vegano hecho a base de leche de anacardos. He de decir que es la primera vez que lo probaba y me encantó la textura y sabor a especias y ajo. Las tres tapas son una buena elección para compartirlas con amigos entre cervezas y vinos. Tampoco nos pudimos resistir a pedir como colofón su ya clásica tortilla de patatas vegana.

De charla con Fanny

Además de comer, también queríamos hablar con los dueños del Alaska para que nos contasen cómo es la experiencia de tener un bar propio en Alemania.

BA: Hola Fanny, además de ti, ¿quién hay detrás del Alaska?

Fanny: Somos tres socios: Dani, David y yo. Aunque durante el primer año, también estaba Sara, quien nos ayudó a fundar el bar.

BA: ¿Por qué un restaurante en Berlín y, además, vegano?

Fanny: Porque es donde nos gusta estar. Además, siempre tuvimos claro que queríamos un restaurante vegano. Para nosotros es también una forma de protesta política.

BA: ¿A qué se debe el nombre “Alaska”?

Fanny: Eso es algo que no sabemos muy bien. La gente piensa que es divertido ponerle nombre a un bar. No lo es. Es más difícil de lo que parece… Solo te diré que en un principio lo odiaba y ahora no me imagino que se llamase de otra manera.

BA: Si te sirve, a nosotros nos gusta mucho el nombre. ¿Y qué tipo de público suele acudir al Alaska?

Fanny: Ahora ha cambiado un poco. Tenemos mucho parroquiano, gente que viene casi a diario. Españoles también nos visitan bastantes. Eso creemos que es algo bueno porque es como cuando vas a un restaurante chino donde hay comensales chinos. Es algo que da caché. El Alaska es un bar muy cosmopolita: escuchamos a mucha gente hablando inglés en las mesas y a los alemanes les encanta recomendarlo como un sitio muy especial que conocen.

BA: ¿Cuál es vuestro plato estrella?

Fanny: Sin duda, el salmón hecho a base de zanahoria. Cuando la gente lo prueba se vuelve loca. Hemos pasado de hacer un par de kilos a la semana a preparar de repente diez.

BA: ¿Qué es lo más difícil de llevar un restaurante en Alemania?

Fanny: Supongo que igual que en España, hay que echar muchas horas, hay muchos gastos, controlar que los de ALBA se lleven la basura ya que pagas el servicio, burocracia, etc. En fin, lo típico.

BA: ¿Qué consejo le puedes dar a alguien que esté pensando en montar un restaurante?

Fanny: Que no lo haga, o que si lo hace, que se lo piense muy bien.

BA: De vez en cuando hacéis pop-ups, eventos, workshops, etc. ¿Cuáles son los próximos eventos que no nos podemos perder esta temporada?

Fanny: En invierno nos encanta montar el Pintxos Parade, que es cuando llenamos la barra de pintxos a un euro y se genera un ambiente muy de tasca, que es en lo que yo soñaba cuando me veía regentando un bar. También organizamos karaoke una vez al mes y lo presenta Sharon Montenegro, que es una fantasía de hostess

BA: Un par de preguntas sobre tus recomendaciones más personales para nuestros lectores: ¿Cuál es tu restaurante favorito?

Fanny: House of Noodles en Pariser Str. 58, Wilmersdorf.

BA: ¿Y de fast-food o Imbiss?

Fanny: Yo lo llamo la cueva del sésamo, pero no sé como se llama en realidad, es uno que sirven comida libanesa en la Sonnenallee (Azzam), voy un mínimo de dos veces por semana.

BA: ¿Un bar?

Fanny: Como no podía ser menos, el Alaska.

BA: ¿Y tu lugar favorito para visitar?

Fanny: Sin duda, Tempelhof.

Alaska Bar | Tapas veganas en Berlín

Reuterstr. 85 (U-Bahn Hermannplatz – 12053 Berlín-Neukölln)

www.facebook.com/alaskabarberlin

Mayte Marín para Berlín Amateurs © octubre 2018

Comments

comments

Pin It

Artículos relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Conoce cómo se procesan los datos de tus comentarios.